Previous Next

Cultura Manteña

Se estableció en la costa sur de Manabí, Guayas y Santa Elena, incluyendo algunos cerros del interior (Bravo, Hojas y Jaboncillo), donde instaló sus principales poblados. Otra ocupación se detectó en el valle de Buenavista, al sur de esta zona. El paisaje arqueológico está cubierto de derrubios donde afloran montículos artificiales, estelas, estatuas, sillas y cimientos de piedra. Sólo la ciudad de Jocay (actualmente Manta) tenía cientos de casas y montículos en varios kilómetros cuadrados de superficie. La cerámica es negra pulida, con motivos variados, las figurinas hechas en molde y con poco adorno corporal, replican a menudo la estatuaria de piedra. Los manteños se dedicaban a la pesca, la agricultura y el tejido, pero sobre todo al intercambio local e interregional, ya que eran diestros navegantes. El cronista Cieza de León señala además que practicaban sacrificios y ritos religiosos.